cart

Jueves, 22 Junio 2017 12:00

El sacerdote: Mi esposa, la Iglesia

D. Carlos Díaz Azarola habla de la maternidad de la Iglesia para con él y de cómo, a través de ella, recibió acceso al diálogo con Dios. Sin embargo, ahora, como sacerdote, se siente llamado a amar a la Iglesia como Cristo la amó, es decir, como a una esposa a la que desea servir.

Más en esta categoría: El sacerdote: Un único sacrificio »
 

¿Cómo puedo ayudar?

Gracias a la generosidad de nuestros bienhechores, hemos podido seguir hasta ahora. Pero las exigencias van siempre en aumento y con frecuencia surgen gastos imprevistos, como reparaciones, adquisición de nuevas máquinas, etc.
Más información aquí.

Colaboramos con:

proclericis          ewtn
CultuDivino           ain

Newsletter

Las cookies facilitan la prestación de nuestros servicios. Al utilizar nuestros servicios, usted acepta que utilizamos cookies.
De acuerdo